BIBLIOTECA DE LIBROS DOMINICANOS EN PDF


Escritos: Revista Cultural

martes, 4 de septiembre de 2018

LOS TAINOS DE LA ESPAÑOLA, ROBERTO CASSA, Pdf, descarga gratis

Este trabajo fue inicialmente concebido con el fin de situar el grado de desarrollo histórico de los indígenas de las Antillas, específicamente de los de la isla de Santo Domingo, o La Española, en un contexto que permitiera englobar las particularidades de la explotación de la mano de obra aborigen, base de la economía colonial de la primera época. La institución social que se utilizó para ello fue la encomienda, que más tarde se extendió por el continente, y su objeto fue la extracción de oro.

En realidad, el ciclo económico oro-indios apenas duró unos 30 años en Santo Domingo y en el resto de las Antillas, dando paso al ciclo azúcar-negros. De todas maneras, la influencia de la población indígena sobre el posterior desarrollo de la historia colonial del área, no es despreciable. En un capítulo de:
presente trabajo nos limitaremos a conceder atención a la situación social del indio en la economía colonial inicial, y a los procesos de mutua influencia cultural que se operaron en esos años entre los dos conglomerados étnicos de indios y españoles. Sin ellos, se puede afirmar de plano, la colonización europea no hubiese podido producirse a la escala en que se dio históricamente, puesto que la utilización del bagaje cultural indígena1 por parte de las españoles fue un arma decisiva que les permitió afianzar y extender su presencia en el Nuevo Mundo. De ello se desprende la necesidad del conocimiento de las sociedades indígenas para la comprensión de la historia colonial, aun en el ámbito de las Antillas, donde desaparecieron estas sociedades en un corto período.

Pretendemos aquí ofrecer una visión general de las comunidades taínas de las Antillas Mayores y Bahamas, en el estado en que se encontraban para la época del descubrimiento del continente americano por los españoles. Se pretende operar un análisis histórico-social con base etnográfica.

Las limitaciones de los cronistas y otros autores apuntan en varios aspectos. En primer lugar, la incapacidad de comprensión por su parte de las originalidades del desarrollo social de los pueblos americanos; a lo más que llegaron fue a efectuar comparaciones con pueblos de la Antigüedad del área mediterránea, basados en los historiadores griegos y romanos. Por otro lado, para parte de los autores las sociedades aborígenes fueron objeto de desprecio manifiesto, en la labor ideológica de justificación de la explotación del indio.

Este Último problema plantea uno de los límites de este trabajo: no puede pretender abarcar globalmente el área antillana. Más bien se podría considerar una aproximación en este sentido, cuya validez está limitada a los aborígenes de la isla Española, utilizando a título de referencias los datos conocidos acerca de las otras islas.




ROBERTO CASSA

https://drive.google.com/file/d/1AdtG8-UysA53rdFmE3VmjAifH5rZlxNg/view?usp=sharing

domingo, 2 de septiembre de 2018

La otra guerra de abril, Pedro Pablo Fernández, Pdf, descarga gratis


Ciertamente, hubo otra Guerra de Abril de 1965, pa­ralela a la guerra de tiros, bombardeos aéreos, bazuca­zos, morterazos, etc. Se trata de una guerra de la que, lamentablemente, los historiadores hablan muy poco, por no decir nada; pero que fue decisiva. Se trata de la otra Guerra de Abril: la de la prensa y la radio, la de la propaganda, la de la cultura arte, teatro, poesía, canto, baile, etc. en defensa del Gobierno Constitucio­nalísta que, junto al pueblo, representaba el coronel Francisco Alberto Caamaño Deñó.

Franklin Domínguez (conversatorio BNPHU




, 2005).
https://drive.google.com/file/d/1KAcJOQaqiexIQqUr_MGmjYBclSExfHWW/view?usp=sharing

Este libro propone, sin duda, una nueva visión y lectura (la cultural) del fenómeno político, militar, ideológico de la Guerra de Abril. Si la Guerra Patria es un referente obligatorio de la historia política y militar de la República Dominicana, también pasa serlo, y partir de ahora, y de este libro, de la historia cultural del país. Faltaba esto último y es por eso que ponemos énfasis en celebrar el valor, proyección y peso de este trabajo que ahora damos a la luz pública.
Es obra, que la Biblioteca Nacional Pedro Henríquez Ureña pone a consideración y disfrute de los lectores dominicanos, significa -aparte de ser un sustancioso y oportuno manjar de criterios varios sobre la cotidianidad cultural del momento y su conversión en Guerra en defensa de la causa constitucionalista – además del aporte bibliográfico a la cultura y al tema de Abril ‘65, un merecido, justo y esperado homenaje a ese comando de luchadores culturales, de constitucionalistas, que en Abril se atrincheró con su talento y armas culturales (pincel, voz, maquinilla, cuartilla, cámara fotográfica, redacción, etc.) y vocación patriótica, para defender con su batalla, sin pólvora, la constitucionalidad violada y abortada.
Quede pues este documento cultural, este hito de la bibliografía dominicana, como un sicero y honesto legado a las presentes y futuras generaciones, para que en sus páginas se informen y tomen conciencia del patriotismo de un tiempo y espacio de lucha por La Patria -esa vez, mancillada- expresado en los variados modos que el arte comprometido revolucionario, la comunicación y la cultura hicieron posibles en ese Abril nacionalista de 1965.
Diómedes Núñez Polanco